Del mes
05/02/2018

Hay una fotografía de Anaïs Nin que probablemente encierra todas las características de una escritora que se movió en las aguas del desenfreno, la lujuria y la pasión. En la imagen se la observa con una mirada penetrante que despiden sus ojos con forma de almendra. Y sus delgados labios, visiblemente pintados, anuncian la sensualidad de su figura pulcra, indómita, siempre misteriosa.

© Literofilia Ltda. • Diseño y programación:Tormenta Cerebral • © Nimbus 1.0